Virginia Fornillo: “La danza es el territorio”
23 de abril de 2023

La coordinadora de danza en la Secretaría de Estado de Cultura de la provincia de Río Negro, habla sobre su trabajo y la importancia de la gestión cultural.

Virginia Fornillo es  licenciada en comunicación social, gestora cultural y productora artística, en diálogo con HOY Bariloche destacó el valor del encuentro y las políticas públicas que fortalezcen el desarrollo cultural, especialmente en el sector de la danza. Resaltó la importancia de la profesionalización y la formalización, y el trabajo conjunto y en equipo para atender las necesidades. Enfatizó sobre el valor de los espacios de encuentro y articulación para intercambiar y compartir necesidades y avances en diferentes sectores de la provincia.

Fornillo brindó detalles sobre los encuentros regionales y los eventos que se desarrollan por estos días en el marco del Festival Danzarium en San Carlos de Bariloche.

Cuál es tu actividad en la provincia de Rio Negro? 

Bueno, yo estoy acompañando esta gestión de política cultural que viene llevando adelante el Secretario de Estado de Cultura, Ariel Ávalos, desde todo el aparato de programas que se están coordinando desde la Secretaría de Estado de Cultura de la provincia. Una visión que tiene Ariel que apuesta fuertemente y acompaña constantemente a lo que tiene que ver con el fortalecimiento y el crecimiento de todos los sectores culturales por igual. Y justamente,  en marcándome en esa visión que él viene propagando es que estoy actualmente coordinando el área de danza dentro de la coordinación de artes escénicas, que es el área general que nuclea también al resto de los sectores culturales como teatro, títeres, música y demás.

¿Cuál es tu relación con la danza? ¿Sos bailarina? 

Yo podría definirme como una bailarina que en realidad siempre estuvo en el detrás de bambalinas. Quizás bailar no tiene que ver únicamente  con estar “en el delante”, sino también la producción y la gestión tienen que ver con otros modos de bailar, otros modos de habitar a la danza desde una concepción de la danza y la comunicación, de hecho yo soy licenciada en comunicación social, desde ese posicionamiento es que si bien  venía practicando la danza  desde la formación en movimiento y desde la escena, decidí a partir de esa doble formación, destinar mi progreso profesional más en el detrás y no tanto en el delante.

¿Qué te permitió esa decisión? 

Hoy puedo estar acompañando proyectos de política cultural, como bien decía anteriormente, como los que está impulsando justamente la Secretaría de Estado de Cultura de esta provincia, que apuesta desde el minuto cero a poder seguir acercando nuevas herramientas y espacios que fortalezcan al desarrollo de las escenas como la danza, por ejemplo.

¿Cómo es el trabajo con las y los hacedores que conocen las necesidades y los territorios? 

Bueno, un punto que yo creo que ha favorecido mucho a que eso suceda, es esta mirada, vuelvo a insistir, esta mirada de ampliación de políticas que hoy tiene Ariel, y junto con todos sus equipos y todos sus programas.  Pensar cómo expandir nuevas oportunidades desde el diseño de propuestas que ponen el foco en el valor del encuentro. El encuentro como una forma de tejido, como un marco en donde los hacedores no solamente pueden mostrar brevemente, rápidamente, fugazmente lo que hacen escénicamente, sino que también pueden sentarse a dialogar, sentarse a intercambiar,  pensar en colectivo junto con otros. Entonces creo que en este sentido, apostando a la ampliación, apostando a la diversidad, a una visión también soberana de la cultura, que atraviesa de punto a punto todas las propuestas y los escenarios de iniciativas que desde la provincia se vienen  gestionando a favor de cada uno de los sectores.

“La danza es el territorio, donde se pueden ver señales, símbolos, historias y proyecciones, es importante valorar a la danza como industria que incluye roles profesionales, técnicos y creativos” 

 

Cuando pensamos en danza, la primera imagen es la que vemos en el escenario, los cuerpos en movimiento. Pero detrás de toda esa puesta hay muchos creadores y artísticas que trabajan diseñando y confeccionando vestuario y maquillaje, realizando escenografía y produciendo visuales y música. ¿Cómo se incorporan a todos ellos en la planificación de políticas públicas? 

A mí siempre me gusta hablar de que la danza es el territorio. Y que la danza sea el territorio, justamente, tiene que ver con pensar a la danza desde un lugar y posicionamiento expandido, en donde hay señales, hay símbolos, hay historias, hay proyecciones, y en esa diversidad  de artístas, que  desde la Secretaría de Estado de Cultura se viene acompañando a través de sus distintas iniciativas y programas, fuertemente, es en dónde está la riqueza y el potencial de todas las industrias que la provincia tiene incluida la danza misma. En esa valoración de la danza también como industria, es que es importante mostrar cómo esos otros roles profesionales, técnicos, esceno técnicos, creativos, también inciden y contribuyen a una mejor valoración justamente de la práctica misma del sector.

Cuáles son los objetivos de los encuentros regionales? 

Hay una particularidad que estos encuentros van a tener,  poner en valor y en mayor visibilidad las micro escenas o los circuitos interregionales que se están produciendo ya desde las distintas apuestas privadas, independientes de cada uno de los nodos de la provincia.  Afortunadamente, a pesar de las distintas situaciones o procesos complejos que se han vivido con la pandemia y también lo que ha sucedido pos pandemia, las diferentes escenas, hoy por hoy, que vienen manifestándose a partir de distintos formatos y  nuevas apuestas transversales. También desde la danza, han permitido que surgieran nuevas maneras de trabajo en red, nuevas maneras de habitar, de cohabitar modelos de gestión en colaboración, y eso se va a traducir en una programación diversa que vamos a poder disfrutar justamente en los encuentros en donde se pone en valor esos nuevos circuitos. En la región andina, en Bariloche, El  Bolsón, Pilcaniyeu y Dina Huapi, en todas estas localidades, los vecinos van a poder disfrutar, a partir del encuentro del domingo 23, en el marco del Danzarium, de esta posibilidad.  Ver cómo estas nuevas escenas o estos nuevos circuitos han transitado el crecimiento, han transitado las preguntas que hoy habitan y  quieren seguir trabajando a favor, obviamente, del crecimiento siempre del sector.

¿Qué puedes decirnos particularmente del encuentro en la zona andina, en el marco del Festival Danzarium? 

Concreta y  específicamente, va a estar sucediendo en el marco de un hito que tiene esta ciudad, que es el Festival Danzarium, un festival independiente que Mónica Vega viene dirigiendo desde hace más de 16 años y que conjuntamente con el área de coordinación de artes escénicas y la Secretaría, hemos pensado colectivamente esta propuesta de convocar y pensar a la temática de la sustentabilidad y de la gestión comercial vinculada al área de danza, como el tema crucial y troncal del encuentro.

Que este encuentro, pueda suceder en una ciudad como Bariloche, en el marco de un festival como es Danzarium, que tiene una historia, que cruza lo popular con las nuevas tendencias contemporáneas, que cruza además el uso del espacio público con espacios convencionales, me parece crucial para traducir la importancia que tiene para la provincia  el desarrollo productivo y comercial de las producciones, de los colectivos de la danza, pueda seguir siendo una apuesta en la cual seguir trabajando.

¿Cuál es el trabajo de articulación con el Ministerio de Cultura de Nación en este evento particular? 

Algo para destacar fuertemente es que la actividad del domingo 23 también es posible gracias al acompañamiento de Mica( Mercado de Industrias Culturales de la Argentina) a través de la participación de la coordinadora del sector danza Adriana Benzaquén y de Andrea Beruti que es la directora del Festival Internacional Ola Danza de Mar del Plata. Ambas van a estar llevando adelante la charla sobre sustentabilidad y gestión comercial pensada para las producciones y los colectivos de danza y su desarrollo productivo comercial. Así que bueno, un agradecimiento profundo también a ellas y a todo el aparato, obviamente, de Mica Nación, que también ha colaborado y ha hecho posible que hoy podamos tener la posibilidad de contar con esta actividad en el marco del encuentro de Región Andina.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario